IV CONIAM 2010

IV Congreso Nacional de la Infancia y Adolescencia Misionera

Logo IV CONIAM
Logo IV CONIAM

“Cristo es la alegría que nadie nos podrá quitar” (JN 16,22) es el lema que reúne a los niños, niñas y adolescentes de Venezuela en el IV Congreso Nacional de Infancia y Adolescencia Misionera (CONIAM) que se realiza en la Diócesis de San Carlos del 11 al 15 de agosto de 2010.

El IV Coniam cuenta con la participación de 703 congresistas y 200 colaboradores de todo el país que profundizan sobre la “Santidad: la alegría de ser misioneros” en un ambiente de júbilo y esperanza que caracteriza a la Obra de la Infancia Misionera.

Los participantes del IV Coniam proviene de las arquidiócesis: Barquisimeto, Valencia, Maracaibo, Mérida. Las diócesis: Maracay, El Vigía, Carora, Guarenas, Calabozo, Barcelona, Acarigua, Coro, Cumaná, Margarita, Barinas, San Cristóbal, Los Teques, Puerto Cabello, Carúpano, La Guaira, Punto Fijo y la sede San Carlos.

La actividad se inició con la Eucaristía presidida por Monseñor Tomás Zárraga, obispo de la Diócesis de San Carlos que invitó a los presentes a vivir estos días con la alegría de ser discípulos misioneros.

Las delegaciones participantes llenaron de colores y gritos de paz las calles de San Carlos con la caminata misionera que se inició en la iglesia Catedral y finalizó en la Concha Acústica con los actos culturales que ofrecieron los anfitriones.

El acto cultural estuvo a cargo del Ministerio de Evangelización Enrédate, el conjunto de música Venezolana “Alma llanera” y fundación cultural “Al son del tambor” que hicieron bailar a los congresistas.

El Coniam se desarrolló con diversas temáticas a través de ponencias y mesas de trabajo por edades, el primer día se centró en “Ser santo es la máximo, misionero lo mejor”, finalizando con el “Chispazo de Amor”, adoración Eucarística a cargo de la Arquidiócesis de Valencia.

El segundo día, se enfocó en “Si soy Santo, soy un verdadero misionero” que invitó a los congresistas a vivir la misión como María. Asismismo, durante la tarde se llevaron a cabo foros simultáneos entre ellos: familias más misioneras, tecnología y misión, misioneros en el tercer milenio y culminó con el intercambio de experiencias y testimonios.

El sábado se inició con una jornada de evangelización “¡Cristo es nuestra alegría!” en cada una de la comunidades que los hospedó durante estos días del IV Congreso de Infancia y Adolescencia Misionera.

Para celebrar que “Cristo es la alegría que nadie nos podrá quitar” (Jn 16, 22) se realizó el Festival Misionero, acto cultural de las arquidiócesis, diócesis de Venezuela que abarcó presentaciones típicas de las regiones y devociones religiosas, derroche de creatividad y entusiasmo de los niños y adolescentes de Venezuela.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


2 × = diez